La canción de los Jueves

El mundo nunca nos dejará estar quietos. Aún cuando no parezca que nos movemos, estamos destinados a girar ancestralmente, patéticamente, exhaustivamente.

Ok. Estoy cansada. Ahora puedo contarles, mi abuela sí murió. Fue un fin de semana muy difícil, largo, con peleas, con llantos, con terribles escarabajos negros que salen cuando uno levanta las piedras de la hipocresía.

Creo que tengo un día completo de sueño atrasado. Unas 24 horas o más. Quisiera quedarme muy quieta y que el mundo se compadeciera de mí y dejara una vuelta de su rotación libre para que yo recuperara el sueño. Porque de otro modo no puedo darme esos lujos. Darse un día para dormir es dejar de nadar en la corriente.

Estoy cansada, y estoy triste. Pero hay cosas que hacer. Levantarme y escribir este blog , ver su homepage, el cuidado que he ido teniendo, las cosas que escribí hace unos días, pensar en que hay alguien que me lee, son despertadores naturales. Y también está el trabajo. Otros son el baño matutino, el abrir el closet y decidir qué personaje jugaré a ser hoy, ver a mis amigos, tomar un café, bailar un rato- ya es jueves-.

Vivir, vivir, vivir, no oponer resistencia al monstruo de agua y tierra que nos jala hacia el futuro dentro de sus entrañas. No hay mejor remedio para los males del cansancio que mover el cuerpo, despertarlo a sacudidas para que no se entuma. Ahora mismo estoy bailando con una verdadera joya (si sigo bailando en la oficina, todos quedarán convencidos de mi locura): Mocky, Feist, Gonzales y Jamie Lidell cantando juntos Multiply. Una canción que va mucho con mi humor y sobre todo con mi cansancio:

Como un plus, les dejo esta otra colaboración de Mocky con Fesit, otro video que en verdad, en verdad va muy bien con cómo me siento ahora: