Nicole Kidman nos deja con la boca abierta

Recientemente la actriz de 45 años fue fotografiada por la lente del inigualable Mario Testino para V MAGAZINE. ¿el resultado?, definitivamente las mejores imágenes de Kidman en mucho tiempo.

¿Por qué?, la estética que irradia la australiana resulta tan sensual que ni yo me pude resistir a contemplarla y a dedicar especial atención a la serie de fotos publicadas en el número 79 de otoño, smooky eyes, labios provocadores, ropa interior neón, es tan sombroso el cambio, dista mucho del papel que interpretó en Los Otros, pero también contrasta mucho con la imagen que tuvo en Moulin Rouge.

El estilismo estuvo a cargo de la experimentada Carlyne Cerf De Dudzeele, quien en 1988 trabajó en la primera portada de Anna Wintour ya instalada como editora de Vogue, para Kidman sólo necesitó un par de stilettos negros y varias piezas ultra reveladoras inspiradas en los ochentas, que sumadas a la actitud de la actriz la portada logró exponer un lado bastante oculto de la rubia.