¿En qué gastar y en qué ahorrar? (en belleza!)

Reina

Si eres fanática de los productos de belleza, seguramente te encanta comprar más cantidad que calidad, piensas que es mejor tener muuuuchas cosas que gastar muuucho en pocas, sin embargo, algunos productos es mejor que los compres de calidad y en otros no importa que no gastes demasiado. Te decimos cuáles son:

¿En qué gastar? Estos productos es mejor que los compres en una tienda por departamento o perfumería y de buena calidad:

  • Sombra de ojos en polvo: No hay nada peor que una sombra que se desvanece al pasar el día o ¡peor! que se ve en rayas en el párpado… ¡es terrible! por eso es mejor gastar en una buena sombra que tenga bastantes pigmentos para que quede exactamente del color que se ve cuando la comprar. Aquí hay una solución si no quieres gastar demasiado o si prefieres comprar todo tu maquillaje en la farmacia: busca alguna de las nuevas sombras hiper pigmentadas como las Color Tattoo de Maybelline o busca una en crema!
  • Base, CC Cream, BB Cream y corrector: Aquí hay dos razones por las que es bueno gastar: primero porque este tipo de productos está pegado a tu piel, así que es bueno comprar uno que además te de un poco de hidratación, que contenga protector solar y otros productos que pueden ayudarle a tu rostro como vitamina c. Otra cosa por la que es bueno acercarse a un especialista de tienda por departamentos con este tipo de productos, es que ellos te ayudarán a escojer el color ideal para ti y te ayudará a evitar ese efecto “máscara”.
  • Labial: lo mismo que pasa con la sombra (que el color que vez en el tubo puede no ser el mismo color cuando te lo aplicas) pasa con los labiales. Hay algunos que no son extremadamente caros (como los MAC) que son ideales para obtener el color perfecto.
  • Rizador de pestañas: si no lo tienes es momento que compres uno, este aparatito que parece un dispositivo de tortura medieval se convertirá en tu mejor amigo! Busca uno que tenga goma para evitar maltratar las pestañas y que sea lo suficientemente largo para que quepa todo tu ojo.
  • Secador y plancha para el cabello: tener un secador o una plancha muy vieja o muy barata que no controla la temperatura es lo peor que le puedes hacer a tu pelo. Intenta comprar una plancha nueva que sea de cerámica que caliente de forma pareja y que además puedas controlarle la temperatura, mucho mejor si además provee algún tipo de protección como aguacate o aceite de argan. Para el secador te recomendamos gastar en uno iónico con bobinas turmalina (el más caro) o al menos de cerámica.

¿En qué ahorrar? En estos productos no tienes que gastar demasiado… puedes comprarlos en la farmacia!

  • Delineador lápiz: los delineadores duraderos y con altos pigmentos son relativamente económicos. Para una aplicación más suave caliéntalo un poco con tu aliento antes de aplicarlo y ¡voilá! una mirada impactante a bajo costo.
  • Polvo: para aplacar el brillo y fijar el maquillaje el polvo compacto de la farmacia funciona a la perfección… un buen polvo ni se debe ver que lo llevas así que ¿para qué gastar demasiado en algo que no se ve?
  • Blush: ahora podemos encontrar muchos colores en versiones muy económicas! Además este es uno de los productos que variando el color pueden hacerte ver distinta, así que en este caso sí es mejor cantidad que calidad.
  • Brillo de labios: los brillos de labios de las farmacias son increíbles! Algunos ofrecen ultrahidratación, colores y sabores increíbles, además siempre lo reaplicamos varias veces al día, así que en esto es mejor no gastar.
  • Champú y Acondicionador: solo los usas unos minutos mientras estás en la ducha, así que no hay razón para invertir demasiado en estos productos. Además, las marcas de supermercado hacen exactamente lo mismo que los demás ¡limpiar! Si tienes el cabello muy dañado, o realmente te gusta más como deja de brillante el pelo el ultra costoso que estás usando ahora, date el gusto!
  • Mascara de Pestañas: debes cambiarla cada 3 meses para evitar infecciones, además en el mercado hay unas muy buenas y poco costosas. En realidad mucho de lo que pagas por la máscara de pestañas es por el diseño del cepillo y eso es lo que hace que la aplicación sea mucho mejor así que también podrías comprar una máscara cara y cuando se acabe o llegue el tiempo de botarla, lavas perfectamente el cepillo, lo dejas secar muy bien ¡y lo usas con tu máscara más económica!
  • Hidratante facial: si no lo sabías te lo decimos: lo que hace que una crema funcione mejor, en la mayoría de los casos, es la constancia con la que te la aplicas y no su precio.

Foto: imgkid