Orejas gatunas

Héctor Brindis

Para muchas personas Halloween representa la oportunidad perfecta para atreverse a usar un disfraz, y como me incluyo entre estas personas, debo decir que no importa si se trata de una diadema, una corona, unos guantes extraños, pestañas de colores; el chiste es añadir algún detalle para hacer más divertida la llamada «noche de brujas», y más aún si estás invitada alguna fiesta es absolutamente válido, claro, sólo esa noche.

Teniendo esto en mente, el siguiente tutorial nos enseña a hacer unas orejitas de gato con nuestro propio cabello, la chica lo hace parecer sencillo y rápido, pues simplemente hay que torcer un par de secciones del cabello y sujetarlas con pasadores, no deben ser muy grandes, pues pareceremos un oso bebé en lugar de gatitas.

Ahora un video para ver con más detalle: