Sam Smith en el Lollapalooza

Héctor Brindis

El fin de semana pasado Sam Smith nos sorprendió con su presentación en el festival por una mezcla de canciones que decidió poner en su repertorio y que por supuesto fue una muy grata sorpresa, se trataba de un cover de la reina británica del blues Amy Winehouse. Smith interpretó Tears Dry On Their Own, del Black to Black de Amy y después dejó a su equipo de coristas tomará protagonismo al cantar pre-coro de Ain’t No Mountain High Enough, la base melódica de la canción de Amy que originalmente fue Marvin Gaye el que cautivó con esta rola en 1967.